domingo, 4 de mayo de 2008

Cine en televisión para el domingo 4 de marzo


CARTAS DESDE IWO JIMA (Letters from Iwo Jima, EU, 2006), de Clint Eastwood. Esta segunda parte del díptico bélico sobre el sangriento combate en el volcánico islote de Iwo Jima en la Segunda Guerra Mundial fue, para la mayoría, el mejor de los dos filmes realizados por Clint Eastwood. En lo personal, yo me quedo con La Conquista del Honor (2006), que me pareció superior en cuanto a discurso político y ejecución cinematográfica. Sin embargo, sería un absurdo negar la grandeza de Cartas desde Iwo Jima, hablada en japonés y con un reparto nipón más allá del reproche. La cinta está centrada en la preparación de oficiales y soldados japoneses para recibir a las tropas americanas, en una batalla que ellos sabían que estaba perdida de antemano. En todo caso, creo que Cartas desde Iwo Jima gana en sentido y profundidad si se le ve poco después de La Conquista del Honor, que este mismo mes se exhibe en la televisión de paga en América Latina. Y ustedes, ¿con cuál se queda, con La Conquista... o con Cartas...?

HBO; domingo 4, 17:30 horas (señal este) y 19:30 horas (señal oeste), tiempo del centro de México.

14 comentarios:

El Duende Callejero dijo...

Respuesta: con las dos. No las veo como primera y segunda parte (diríase, pues, como piezas consecuentes, sí, pero a fin de cuentas independientes). Las siento más como capítulo 1 y capítulo 2 de una misma novela. Por tanto... Me quedo con las dos y una después de otra.

Àlex Frias dijo...

Bueno, es difícil decantarse por una sola ya que ambas se complementan. El libro Flags of Our Fathers, de James Bradley y Ron Powers, es magnífico como documento de primera mano, en donde encontramos cartas y declaraciones de familiares de los soldados que fueron a pelear a Iwo Jima. Clint Eastwood y Paul Haggis hicieron un gran trabajo al dramatizar el libro en el filme, y lograron equilibrar muy bien las 4 narraciones paralelas, entre el pasado y el presente.

En su momento me gustó más Flags of Our Fathers, nada más la secuencia de la llegada de los soldados a la isla vale casi por todo el filme, un profundo análisis de cómo se puede manipular el sentido de una imagen fotográfica. En el libro, los 3 soldados sobrevivientes afirmaban que solo hicieron lo que tenían que hacer,...ayudar a sus compañeros. Espectacular e inquietante al mismo tiempo, a la altura de lo que logró Spielberg en Saving Private Ryan.

Letters from Iwo Jima, me gustó mucho también, tiene otro tono, más reflexico y menos centrado en la acción bélica. Su retrato del fanatismo militar japonés acaba siendo terrorífico (esa secuencia del suicidio masivo). Saludos y Bansai!

Daesu dijo...

Se trata de las dos caras de una misma moneda, que compra finalmente lo mismo: el honor como estrategia (del lado de los gringos), el honor como suma de un puñado de tradiciones culturales (del lado de los japoneses) y la guerra como un incontrovertible absurdo. La puesta en imágenes de ambas me parece estupenda aunque yo me inclino más por Cartas..., la verdad es que es un gran díptico de un director clásico como Clint. Por cierto, hasta hace poco estuvieron vendiendo Flags... en la librería Gonvill; como cambian de lugar los libros a capricho de sus administradores, no supe donde quedó (ni ellos saben donde quedó)cuando quise hacerme de él. Un saludo.

PS. Mi querido Duende, si te referías a mí cuando dijiste que ya no veía cine, no es cierto. Si veo cine, lo que ya no hago es comprar películas que un día me ofrecen una cosa y al mes otra. Prefiero invertir en libros que, la neta, lucen más bonitos en mi librero.

El Duende Callejero dijo...

Mmm... Sí... Y recuerde... Vos me dijo que ya no veía cine... Que hace uuuuuuta, así dijo, que no veía una película, que mejor leía y... (lo que aquí dice).

Daesu dijo...

Bueno, tal vez exageré. La verdad es que no soportó el cine. La dinámica de ir, lidiar con un puesto donde un sólo empleado te vende las palomitas de caramelo, cobra, hace facturas, parlotea con sus compañeros mientras se queda viendo un poster en lontananza, son dignas de espíritus más preparados que el mío. Mi última experiencia lamentable fue en un MM: el lugar lo abren a las 12, la dulcería a las 12:05 y la función es a las 12:10; llego, hago cola (fuera de sitio pues no había cintas que delimitaran un espacio); los geniales empleados tiran las dichosas cintas y me sacan de la jugada ¿me imagina levantando la mano en pos de un refresco y unas palomitas mientras dos empleadas se miraban entre sí compungidas e indiferentes?Tuve una discusión de diez minutos con un gerente que se declaraba en paz y curiosamente me daba la razón. Lo de los DVDs es cierto. El otro día sacaba la cuenta de las horas que me llevaría, por ejemplo, ver los extras de diez movies que elegí al azar de entre las películas que tengo: eran como 34 hrs. master. Al carajo. Sigo buscando un decorador retro para venderle mis movies a precio razonable. Un saludo.

Diezmartinez dijo...

Poeta: qué falta de confianza. Nos ponemos de acuerdo y yo te compro un buen tambache. Lo de Fuller, los westerns, los Criterion y la caja de Old Boy con todo y el martillito.

El Duende Callejero dijo...

Yo le compro el puñito de Hulk ¿O no se lo compró siempre? Y peleo la de Oldboy sólo para tener dos.

Daesu dijo...

La película de Hulk se la regalé al bullterrier de un vecino Master. Lo usa de mordedera y luce un poco menos artificial que los canes de hule de la cinta. Una pregunta: ¿porqué, si crece tanto el dichoso mono verde, no termina bichi después de la transformación? Se admiten todo tipo de respuestas. Un saludo.

Joel Meza dijo...

¿La de Oldboy viene con un martillito? ¡Yo me apunto!

Diezmartinez dijo...

Duende: "el puñito de Hulk". Se lee gacho.

Poeta: Ni idea. ¿Querías verlo en cueros?

Joel: es la edición especial y sí, trae el martillito famoso de Oldboy.

Joel Meza dijo...

Fácil: Sansabelt.

Daesu dijo...

Mi querido Ernie: curiosamente las cintas por las que pujas son las que no pienso vender. Tengo una copia de El Aviador que no sé que hacer con ella, ya le di la portada a mi niña para sus ejercicios de kinder (de esos de tipo la "A" con la "V" con la "I"). A Leo le puso unos bigotitos muy monos. Tengo dos de Fulcci que pongo cuando llegan los testigos de jehová en sus conocidas visitas domingueras. Para eso me sirven, la neta. Las remato baras: lo que me des es más de lo que costó hacerlas, para que nos hacemos. Lo del puño de Hulk sí suena gacho. La cinta de plano la tiré cuando me di cuenta que no era XXX. Un saludo.

Diezmartinez dijo...

Oh Daesu: Ahí está, pues, yo quería hacer negocio contigo y comprarte baras tus Criterion pero no te dejas. Ahi te haigas.

El Duende Callejero dijo...

Aparto las de Fulci... ¿Cuáles son, por cierto?