martes, 19 de agosto de 2008

Confesiones Verdaderas/XVIII


"... Cuando estábamos casados, hubo meses de mucha felicidad. Desgraciadamente, el carácter de Ernest es muy dificil. Esto le ha acarreado muchos problemas y disgustos, tanto en su carrera como en su vida privada. Lo peor de todo en él es que no se da cuenta de lo que hace y dice en sus momentos dificiles, en que sólo actúa por impulsos irrefrenables... Por otra parte, lo admiro por su arte histriónico. Creo que es uno de los actores de carácter más completos del mundo entero".



Katy Jurado sobre su marido de 1959 a 1963 Ernest Borgnine. Y aquí abajo, una muestra de que el oscareado Mr. Borgnine sigue igual de atrabancado. En esta entrevista, confiesa el secreto de su longevidad (Niños, no lo hagan en casa. Niñas, tampoco... O, en todo caso, inviten).



4 comentarios:

Joel Meza dijo...

No cabe duda: juventud, divino tesoro. Nomás hay que ver cómo quedó Doña Katy y cómo está Don Ernest... aunque, chin, Don Neto se me hacía viejito desde que estaba yo chamaco, en la del Poseidón...

Paxton Hernandez dijo...

¿La Jurado estaba casada con ese tipejo? Puagh. Me la imaginaba mejor casada con Cary Grant o William Holden... En fin.

Champy dijo...

Una pareja emblemática y de muchos testiculos, por ambos lados.

Diezmartinez dijo...

Champy: Bien dicho.