miércoles, 8 de julio de 2009

¿Se acuerdan del sensurround?


O, más bien, tomando en cuenta la edad de la mayoría de los lectores de este blog, ¿saben lo que fue el sensurround? Pues básicamente, un chisme que hacía que, por su sonido envolvente, casi se moviera la butaca mientras uno veía la película. El truco no pegó hace más de 30 años, pero el abnegado Joel Meza me hace ver que parece estar de vuelta. ¿Primero el cine en 3-D, luego el sensurround? ¿Ahora que sigue, darle toques eléctricos al público, tal como se le ocurrió a William Castle?

26 comentarios:

El Duende Callejero dijo...

¡El emergo regresará! Ya lo dijo el profeta.

Jo.

Joel Meza dijo...

... y esperen el SMELL-O-RAMA...

Almendra Zavala dijo...

Bueno a mí sí no me tocó pero mis papas me cuentan siempre con mucha emoción lo que fueron las protecciones de Terremoto con aquellas bocinotas que hacían temblar los cines... Creo que entiendo a lo que te refieres.

Diezmartinez dijo...

Duende: Ya lo dijo el Papa en Roma y lo dijo a voz en cuello... Ah, no.

Joel: Con su rasca-huele.

Almendra: Pues aquí, al parecer, estará integrado al asiento, Almendra.

El Duende Callejero dijo...

Pero el lío con el smell-o-rama (u odorama), es que todo, al final, olía a lo mismo: tennis sucios. Eso es lo que recuerdo de la fastuosa proyección de Polyester... Por más que quería diferenciar un olor de otro... Nada. La tal tarjetita olía siempre a lo mismo.

A ver cómo le hacen ahora.

Paxton Hernandez dijo...

No me explico la saña contra el 3-D digital que suele proferir este blog. Sobre todo porque parece que llegó para quedarse, ni modo.

Y sobre el Smell-o-rama, sensurround, y anexas, ahí sí... adiós.

El Duende Callejero dijo...

Paxton: Eso que escribiste me sonó a Deja-Vu. Jo... Y eso que "había" llegado para quedarse también entonces.

Ahora la neta es el blu-ray, recuerda. Oh my god! Ya hasta los están vendiendo a 120 pesos (me acabo de comprar King Kong marca Jackson en ese precio). Seña que fue un éxito a toda prueba ¿Qué seguirá? Me pregunto.

Y por cierto: en blu-ray el changote ese se ve más falso que nunca. Arruina esas escenas contra los T-Rex y la favorita de mi estimado: la de Central Park. Mi estimado, aléjese del blu-ray del King Kong marca Jackson... El changote y anexas se blurea cada vez que se mueve rápido.

Paxton Hernandez dijo...

Al Blue-Ray, al igual que tú, yo no le veo futuro. Pero (bueno, poniéndonos menos exigentes, ya no hablemos del 3D) creo que la proyección en digital sí es el futuro (de cierta manera, todas las proyecciones caseras ya son digitales: Digital Versatil Disc). Por costos, practicidad, y por el hecho de que las copias no se desgastan ni se queman, en unos cuantos años creo que sí veremos la sustitución de los proyectores de 35 mm a digital...aunque se siga filmando en celuloide.

Diezmartinez dijo...

Paxton: ¿Cuál saña, hombre? Lo que sucede es que de todo el cine de 3-D que he visto, sólo Coraline ha valido la pena realmente, por su historia y por el uso pertinente del 3-D.

Duende: Es hora que no entro al mundo del Blue-Ray. Pero ya entrare, qué remedio. Y es bueno saber eso del King Kong blurayado.

El Duende Callejero dijo...

Ni entre mi estimado. En Encuentros Cercanos del Tercer Tipo se notan los focos que suben y bajan en la escena de la carretera y en la de al casa (cuando se quieren llevar al niño). De asco.

Y hombre, eso de 3-D y la mugre... Es un ciclo. El Cinemascope y demás cosas se uso cuando la tele llego a los hogares. Lo otro cuando las videos lo hicieron. Ahora, con la sobada hi-fi, los que proyectan cosas deben hacer lo propio. Lo que me extraña es "la originalidad"... O sea, nomás hay de 3-D y ya... No hay nada más.

Joel Meza dijo...

OK, de vuelta al callejón ludista:

Hace unos días estuve en la casa de un amigo que estrenó tele de plasma alta definición y toca bluray. Primero vimos el concierto de The Police en bluray y sí, muy bonitas imágenes, nítidas y etc. Luego mi amigo sintió nostalgia por sus cosas y puso un VHS de Depeche Mode, que ya me había tocado ver antes ahí mismo, cuando mi amigo tenía su tele Sony Trinitron, sin mayor pega que el hecho de que no me gusta Depeche Mode. Qué asco de imagen en la de plasma HD: Todo pixeleado, borroso, etc.

Más tarde pusimos un DVD de la serie nueva de caricaturas de Superman, que también ya habíamos visto antes en el toca DVD normal y con la tele vieja, sin ninguna queja en la calidad de la imagen. Nuevamente, en la de plasma, todo pixeleado y etc.

Si así se ven los videos con tecnología normal en las teles de alta definición, a'i se ven.

kolinazo dijo...

"¿Primero el cine en 3-D, luego el sensurround? ¿Ahora que sigue?"

CINERAMA!!!!(para los que no saben, el cinerama era filmado con tres camaras a la vez y proyectado en una pantalla que envolvia la mitad de la sala de cine, todavia existen algunas pantallas sobrantes)

Y estoy de acuerdo con Paxton, a la proyeccion digital no hay que rechazarla, perdon por el cliche pero es el futuro.

El Duende Callejero dijo...

Oh, Joel: Reach out and touch faith...

Diezmartinez dijo...

Kolinazo: En efecto, la proyección digital es el futuro (el presente, en muchas partes, de hecho).

Joel Meza dijo...

Duende, cada quién su Chuyín personal...

Ernesto, Kolinazo, pos he visto el presente y se vé bien jodido. Acá en el rancho al otro lado desde hace algunos años se tiene la proyección digital en los cines locales y he visto algunas así; que yo recuerde, Superman Returns, la tercera de Bourne y el mes pasado, Star Trek. En todos los casos se ve *poquito* mejor que cuando he puesto un proyector digital en mi casa conectado a un tocaDVDs. Y lo pior, que se supone que con la proyección digital el cine se ahorra un lanón en costos, pero el boleto no sólo cuesta lo mismo que en las salas con proyección normal, sino que le han subido. Ah, pero eso sí, el letrerote en la entrada: "DIGITAL THEATRE". Pa' los que sabemos lo que significa realmente "digital" (soy Ing. en Electrónica) y que conocemos los alcances actuales de la tecnología de proyección digital, terribles noticias.

Paxton Hernandez dijo...

Joel,

¿Uh? Los cines digitales cuestan lo mismo acá que los convencionales. Y sí hay diferencia a la hora de comparar "rayones" y "arrugas" que desarrolla el celuloide con el paso del tiempo, y claro, que ni de chiste tiene la copia digital. Ni modo, el paso de la tecnología análoga (el rollo) a la digital (los bits) es el equivalente a cuando botamos los VHS y compramos DVDs.

La copia en digital en efecto es más barata que un rollo. Pero lo que cuesta un ojo de la cara y la mitad del otro es el proyector. Son carísimos.

Joel Meza dijo...

Paxton, el precio del boleto al otro lado es el que subió (en el rancho cuesta S9.50, en ciudades como San Diego siempre cuesta unos $2 más, así que ha de andar en $11 o $12, hace rato que no voy al cine allá) y lo que digo es que te cobran lo mismo en una sala digital que en una sala con proyector normal, aunque se supone que le bajaron los costos.
Entonces, el único beneficio para el espectador que veo en este momento es el de la ausencia de rayones, cortes y otro que no hemos anotado: los cortes en cambio de rollo, aunque creo que voy a extrañar las "marcas de cigarro", que me servían para tomar el tiempo.

Tyler dijo...

pues ya mejor que hagan el cine como en esa atracción de Six Flags (antes conocida como Reino Aventura) donde la butaca se mueve y se zangolotea toda a la par de las imágenes...

Diezmartinez dijo...

Bueno, Tyler, Castle daba pequeños toques eléctricos al respetable a través de algunas butacas y le echaba calacas voladoras que atravesaban frente a la pantalla...

Joel Meza dijo...

Pa' qué ir tan lejos: En los últimos años de COTSA, acá en el rancho tenían el SENSU-RAT. Justo en lo más emocionante de la película te pasaban corriendo las ratas por los pies y si tenías suerte, el hambriento gato detrás de ellas. Todo incluido en el mismo boleto.

Diezmartinez dijo...

Ah, esos cines de COTSA ochenteros. Si llegabas temprano, te daban un garrote (albureros abstenerse) para matar a las ratas. Si llegabas tarde, tenías que llevar tu propio palo (albureros otra vez abstenerse) para matarlas. Y si matabas dos ratas, te devolvían la entrada.

PS. Estoy exagerando... un poco.

Miguel dijo...

Hablando sobre las teles de alta definición, yo ya hace casi un año que tengo una de lcd y la verdad sí estoy muy a gusto con ella. No tengo blu-ray, pero sí me compré un dvd que hace up-convert, y puedo atestiguar que la gran mayoría de los dvds se ven mejor que con mi Toshiba viejita. Lo que sí es una realidad es que los canales análogos se ven mucho peor; pero como vivo en la frontera hay bastante contenido en hd disponible. Especialmente lo de pbs se ve bastante bien.

- Miguel

Diezmartinez dijo...

Miguel: Perdona mi supina ignorancia técnica. ¿Up-convert? ¿No es blue-ray pero como si fueran o cómo está eso?

Joel Meza dijo...

Ha de ser como el mío, un Philips que tiene algo que no me acuerdo cómo se llama pero cuando leí el manual lo que entendí es que si lo uso con una tele de alta definición, tocando DVDs normales, hace una mejora en la señal para aprovechar la alta definición de la tele. Tal vez el tocaDVDs que ví el fin de semana con esa tele de plasma no tiene el "up convert". Ah, entonces recupero la fe en las teles de hd (y aprovecharía para ver bien los contenidos de pbs, de paso).

Miguel dijo...

Como muchas cosas en esto del hd, el up-conversion es mas mercadotecnia que otra cosa, pero sí sirve de algo. Básicamente consiste en que el dvd player "retoca" la imagen para que se vea mejor en hd; no va ser verdadera alta definición, ya que no se puede sacar definición de donde no la hay, pero sí debe suavizar las pixelaciones y demás detalles molestos.

Entonces, no se va a ver igual que un blu-ray; Pero, en casos como los que menciona el Duende, esto puede ser una ventaja.

Por otra parte, se supone que todas las teles de hd ya hacen por sí mismas un proceso de up-conversion cuando la imagen no es hd, así que se trata de encontrar un dvd player que lo haga mejor que la tele.

Diezmartinez dijo...

Entendido, Miguel, gracias. Lo tomaré en cuenta porque mi DVD-player ya está dando patadas de ahogado.