jueves, 5 de mayo de 2011

El cliché que yo ya vi/LXXIX



Joel Meza, quien tenía muy descuidada su sección, propone: 

Lo bailado nadie nos lo quita. Cuando una película transcurre en un lugar exótico del tercer mundo, invariablemente los protagonistas tienen el tino de visitarlo en medio de a) el carnaval, b) el día de muertos, c) el día de la independencia, d) el cumpleaños del ficticio presidente totalitario en turno o e) todo lo anterior, si se puede. En el ejemplo más reciente, Río, de Carlos Saldanha, efectivamente los protagonistas tienen el buen tino no sólo de visitar Río de Janeiro en pleno carnaval, sino que se las ingenian para terminar moviendo el bote en el sambódromo.

8 comentarios:

Tyler dijo...

sicierto Joel, es muy buen cliché

en Luna sobre Parador visitan el país ficticio cubano en el carnaval (que es cuando le dan el trancazo a Richard Dreyfuss)

en mision imposible 2 estan en el dia de muertos mientras Antony Hopkins le da los detalles de su misión a Tom Cruise en un argumento completamente saquea... ejem ejem, "homenajeado" de la película Notorious de Hitchcock... Claro que ahi estan en españa, país que no es tan bananero pero bueno, casi...

Y seguramente alguna de James Bond también tiene este cliché solo que no recuerdo cual

Joel Meza dijo...

Moonraker, Tyler. Cómo olvidar mi primer Bond.

Joel Meza dijo...

(No tenía descuidada la sección, estaba muy entretenido leyendo los tratados de Abraham...)

Rojasconbotas dijo...

Y que tal cuando no es un cliché sino todo un recurso, por ejemplo: "Orfeo Negro"

Rojasconbotas dijo...

Tambien en "Rio", el cliché del beso interrumpido y no solo una, sino dos veces. Chale, tan buen potencial que tenía, y luego el doblaje achilangado. Muy mal.

Sergei dijo...

Tambien en la pelicula Asesinos de Richard Donner cuando Antonio Banderas si mal no recuerdo está en México en pleno dia de muertos todo se ve exagerado lleno de velas y la gente fanatica disfrazada de calaveras.
asi nos ven los gringos, bueno asi ven al mundo.

Abraham dijo...

Ese Joel tan irresponsable. Y uno cuidándole el changarro. Hasta me recordó a ese otro cliché del padre que deja a su bebé en la puerta para que el otro se lo cuide. ¿Ese ya anda en el blog?

Diezmartinez dijo...

Abraham: No. Échalo.