domingo, 4 de septiembre de 2011

Sé lo que viste el fin de semana pasado/CXCV



El Planeta de los Simios (R)Evolución (Rise of the Planet of the Apes, EU, 2011), de Rupert Wyatt. Con mucho, la mejor cinta del verano hollywoodense y una de las mejores películas del año. Esta precuela del filme original de 1968 funciona como emocionante relato moral en su primera parte y, luego, como trepidante cinta de acción hacia su desenlace, que augura por lo menos una secuela. La actuación -así, sin comillas- de Andy Serkis -a través de la tecnología de captura del movimiento- merece, por lo menos, una nominacón al Oscar. Mi crítica, en el Primera Fila del Reforma del viernes pasado. En el podcast de Reforma hablé precisamente de esta película. Y aquí está un magnífico texto escrito por Alonso Ruvalcaba para Letras Libres.

10 comentarios:

Darkcritic dijo...

Yo también salí del cine pensando que este fue el mejor filme veraniego del ano. Creo que me gusto más la primera parte del filme que el obligatorio encuentro final pero considero que ambas se complementaron muy bien en cuanto a ritmo. No sentí que ninguna le quitara importancia o peso a la otra y fue un buen cambio. Y si, Serkis daba un lenguaje corporal/facial impresionante. A pesar de que algunas críticas del circuito americano se quejan del poco desarrollo de los personajes humanos, yo los sentí adecuados. El dejar que los simios sean el centro de la película fue la mejor decisión que pudieron haber tomado, en especial con semejante protagonista como Cesare. Muy buena cinta y la mejor forma de cerrar un por demás decepcionante verano, de plano no había que ver.

Joel Meza dijo...

Hay tres momentos que suceden uno tras otro a través de dos escenas, que aumentaron mi disfrute y que merecen no ser divulgados hasta que se vea la película. Hoy leí una reseña del suplemento dominical del periódico del rancho, editado por tres comunicadores locales y sueltan la sopa sobre uno de esos momentos. Que les arda la cola por lo que resta del verano.

Andy Serkis es un actor en extremo generoso, al complementar extraordinariamente el trabajo de sus compañeros que sí aparecen en pantalla. Frieda Pinto es un adorno de moda, muy bonito de ver pero su personaje es completamente innecesario. John Lithgow es una delicia, como de costumbre y James Franco tendrá que aguantar la carrilla en los óscares del año que viene.
Lo mejor del verano, que empezó a la mitad de la primavera.

Joel Meza dijo...

(La liga que pusiste al texto de Alonso me llevó a la segunda página... creí que se había cargado mal el texto, empecé a leer a la mitad y al poner un comentario se cargó la página 1... sentí como cuando uno entraba a la función empezada porque era permanecia voluntaria y cuando la película empezaba otra vez, uno la veía hasta donde la volvía a alcanzar e invariablmente decíamos: ¨aquí es donde llegamos¨, nos levantábamos y nos salíamos...)

Tyler dijo...

Muy buenos los changuitos en efecto, si si...

Joel Meza dijo...

Por otro lado, el verdadero nombre de la película debería ser Rise of the Planet of the British: James Franco y John Lithgow son los únicos gringos. Todos los demás, empezando por el director, son británicos (el jefe del laboratorio, Brian Cox, el güero mamila de Harry Potter, el otro ayudante bueno para nada, el vecino ojete y last but not least Andy Serkis) o ya de perdida nacidos en la India (la flaca que quería ser millonaria) o Canadá (el ayudante baboso del laboratorio), ambos países alguna vez bajo la corona. Y como en las originales el chango número 1 era Roddy McDowall, como que algo nos quieren decir...

Diezmartinez dijo...

Darkcritic: De hecho, si exceptuamos la primera cinta, la original de 1968, siempre los changos han sido más interesantes que los humanos -incluyendo el remake de Tim Burton. Además, de eso se trata: es el Planeta de los Simios, no de los humanos. Esas críticas las leí también pero no me parece que tengan sentido.

Joel: Freida Pinto está de más. Pero supongo que tiene un objetivo su personaje: borrar de los espectadores toda posibilidad de una lectura homoerótica.
Y, por otra parte, ya me dio curiosidad por ver qué ha hecho antes este director Wyatt. O tiene talento o esta cinta es una de esos milagros industriales que suceden de vez en vez en Hollywood.

Sergei dijo...

A mi siempre me parecio que el remake de Burton era una mala parodia de la original no toma en serio toda la mitolgia de la sociedad simia, siendo fan de la serie,esta Precuela si le hace Justicia a la Original sobretodo y creo que las dos partes de la cinta es lo que la hacen funiconar, me gusto mucho.
por cierto se descartan la tercera,cuarta y Quinta parte bueno la quinta el final es lo que hace descartar todo lo anterior.

alonso ruvalcaba dijo...

ernesto, qué buena onda. muchas gracias por linkear el texto a letras libres.

abrazo!

Diezmartinez dijo...

Sergei: A mí nunca me molestó la cinta de Burton pero, cierto, funciona más como una cinta de él y no tanto dentro de la tradición de El Planeta de los Simios.

Saludos, Alonso.

El Duende Callejero dijo...

"Ceasar is home".

¡ . . . . . . . !