sábado, 5 de noviembre de 2011

53 Muestra Internacional de Cine/II


 

¿Cómo puede un actor representar la inteligencia en la pantalla de cine? Es imposible explicarlo pero es fácil verlo: de la manera en que lo hace el preadolescente William Jøhnk Nielsen, quien interpreta a Christian, un niño de unos 12 años de edad que acaba de ver morir a su madre de cáncer y que no puede soportar a su bienintencionado papá (Ulrich Thomsen) al que califica de mentiroso e inútil.  

Desde el momento en el que aparece en pantalla, el jovencito Nielsen transmite con sus gestos, su voz, su mirada, un aire de inteligencia irrebatible, pero también de precoz madurez, de seguridad inapelable...

 

La crítica completa, hoy en la sección cultural de Reforma.

En un Mundo Mejor se exhibe a partir de mañana domingo en la Cineteca Nacional. 

5 comentarios:

Anónimo dijo...

o cambiaste de butaca??'

Anónimo dijo...

Busque tu critica en Reforma pero no aparece.

Diezmartinez dijo...

Está en la sección cultural de hoy. Página 22 de la sección principal.

Un Mundo Cultural dijo...

Totalmente cierto que la interpretación de este actor tan joven es prodigiosa. También lo es la del resto de actores de este estupendo film de Susanne Bier. Soy seguidora de esta directora desde que viera su película Brothers, nada que ver con la versión que hicieron los americanos años después y que tenía a Natalie Portman como protagonista. http://unmundocultura.blogspot.com/

Diezmartinez dijo...

Un Mundo Cultural: En efecto, gran película. El chamaco protagonista está impresionante.