lunes, 22 de abril de 2013

Santo Domingo 2013/IV y último



El sábado pasado finalizó la XV Muestra Internacional de Cine de Santo Domingo con el otorgamiento de los premios oficiales y no oficiales y la exhibición de clausura de Un Viaje Fantástico (Rønning y Sandberg, 2012). La deliberación con mis compañeros de jurado de la Sección Oficial -la productora dominicana Desiree Reyes; el guionista, productor y director dominicano Ángel Luis Arambilet; el guionista y director colombiano Colbert García; y el director, guionista y productor cubano Rolando Díaz- fue de los más tersa y amable. No significa que no hayamos tenido nuestras diferencias, pero el hecho es que llegamos al veredicto rápidamente, acaso porque todos coincidimos que había cuatro o cinco películas muy logradas que sobresalían frente a todas las demás. Incluso, en mi caso, aunque no en todas las categorías ganó mi candidata, la realidad es que, a excepción de una categoría, todos los que obtuvieron la Ciguapa -una estatuilla en forma de mujer caribeña y voluptuosa- estuvieron en mi primera o segunda selección. 
Los ganadores fueron los siguientes:

Mejor Película: Bárbara (Alemania, 2012), de Christian Petzold.

Premio Especial del Jurado: No (Chile-Francia-EU,  2012), de Pablo Larraín. 

Mejor Director: Pablo Berger, por Blancanieves (España-Francia, 2012)

Mejor Guión: Andrey Zvyagintsev y Oleg Negin por Elena (2011), de Andrey Zvyagintsev. 

Mejor Fotografía: Kiko de la Rica, por Blancanieves. 

Mejor Actor: Marcin Sorocinski, por Rosa (Polonia, 2011), de Wojciech Smarzowski. 

Mejor Actriz: Barbara Sukowa, por Hannah Arendt (Alemania-Luxemburgo-Francia, 2012), de Margarethe von Trotta. 


Por su parte, el Jurado de Opera Prima dio su premio a Mejor No Hablar de Ciertas Cosas (Ecuador, 2012), de Javier Andrade -que, por desgracia, no pude ver-; el premio SIGNIS, que otorga la Asociación Católica Mundial para la Comunicación, fue para Hannah Arendt; y el Premio del Público para No, lo que es una muestra fehaciente del buen juicio del público dominicano -de hecho, viendo este resultado, habría que exportar votantes cinéfilos dominicanos a algunos festivales nacionales en los que he estado. 
Por lo demás, la XV Muestra Internacional de Cine de Santo Domingo fue notable en lo que realmente importa -su programación- e impecable en la organización y el trato a sus invitados. Un placer haber estado por aquellos beisboleros lares. 

No hay comentarios: