viernes, 19 de abril de 2013

Sé lo que viste el fin de semana pasado/CCXXIX



Elefante Blanco (Argentina-España-Francia, 2012), de Pablo Trapero. El más reciente largometraje de Trapero es un melodrama social bien intencionado, mejor realizado, con un reparto impecable, pero un guión -firmado por el director, Santiago Mitre y dos escritores más- que termina saliéndose de madre. El luchón padre Julián (Ricardo Darín) recoge al traumatizado padre belga Nicolás (Jérémie Renier) para que le ayude en su trabajo comunitario/evangélico en la Parroquia del Cristo Obrero, fundada por el sacerdote mártir Carlos Mugica (1930-1974) a quien, por cierto, está dedicada la cinta.
El "elefante blanco" del título son las ruinas de un hospital semi-construido (o, si lo prefiere, semi-derruido) que iba a ser el más grande de América Latina pero, ahora, abandonado, se erige en el centro de una villa miseria en la que (sobre)viven unas 30 mil personas. En ese lugar, rodeado de pobreza, narcos, drogadictos y violencia, Julián, Nicolás y la brava asistenta social Luciana (Martina Gusman) tratan de hacer el bien y paliar los irresolubles problemas sociales que enfrentan todos los días.
La película termina naufragando entre clichés -inevitable historia de amor entre uno de los curas y la delgada asistenta de no malos bigotes, enfermedad mortal de otro de los sacerdotes- y vueltas de tuerca casi tarantinescas de lo gratuitas que resultan -la escena de violencia que sucede hacia el final-, pero la puesta en imágenes de Trapero -cinefotografía de Guillermo Nieto- con sus planos secuencia y sus laberínticos tracking-shots no dejan que el espectador se aburra un solo instante.

Oblivion, el Tiempo del Olvido (Oblivion, EU, 2013), de Joseph Kosinski. ¿Fue Joel Meza el que bautizó esta película como CRUIS-E? En todo caso, muy justo el juego de palabras: en el segundo largometraje de Kosinski (churrazo TRON: el Legado/2010), la súper-estrella Cruise encarna a una suerte de WALL-E humano en un planeta Tierra post-apocalíptico. La obra mayor de Pixar no es la única referencia a la mano: lo mismo puede alegarse que tiene guiños clarísimos a, en orden de aparición, 2001: Odisea del Espacio (Kubrick, 1968), Blade Runner (Scott, 1982), El Vengador del Futuro (Verhoeven, 1990) y Matrix (Hermanos Wachowski, 1999), entre muchas otras referencias cinematográficas y/o literarias. Si hay tiempo, vuelvo a esta película en algún momento de los próximos días. 

El Infiltrado (Snitch, EU-EAU, 2013), de Ric Roman Waugh. Un curioso intento de parte de "La Roca" de entrar a las ligas mayores de la "seriedad actoral". El exluchador interpreta a un empresario de la construcción cuyo hijo mayor es chamaqueado por un (dizque) amigo con un cargamento de éxtasis que envía por paquetería a la casa del adolescente baboso. Como el muchacho ya tiene suficiente edad y las leyes anti-narco son ridículamente altas -se nos informa que el promedio de condena es superior al de los asaltantes bancarios y al de los pedófilos, por ejemplo-, el rocoso hijo tiene como futuro pasarse 15 años en el fresco-bote. Entra en escena La Roca y le propone a la fiscal de hierro (Susan Sarandon ganándose la papa) entrar como infiltrado a una organización mafiosa -el cártel de Nuevo León, dicen en la película- para ayudar a atrapar a algún pez gordo con el fin de negociar la liberación de su hijo.
Por un lado, estamos ante una película de acción rutinaria, con alguna competente escena de persecución y explosiones y, por el otro, hay el serio intento de construir una severa crítica a la política anti-drogas del gobierno estadounidense que, se dice en algún momento del filme, es una política tan absurda como fracasada. En ninguno de los dos aspectos El Infiltrado es una cinta notable, por cierto, pero la película aguanta el palomazo de fin de semana. No más. Mi crítica en el Primera Fila de Reforma del viernes pasado. 

11 comentarios:

Christian dijo...

¿y La Jetée apá?

Digo, de las referencias de Oblivion...

Christian dijo...

Por cierto, por aca vimos

Oblivion: meh
Snitch: bastante palomera
Canela: jijos de la mañana, devuelvanme mi tiempo!
Stoker por segunda vez: de lo mejor que he visto este año. Peliculón.
Las Trillizas de Belleville: alucinante!
The Evil Dead (1981): WOW!!
To The Wonder: una re-expresión mas compacta, mas personal, mas intima, del Arbol de la Vida. Mas fallida tambien. Faltan los dinosauritos y las medusitas y las anemonitas. No fui fan, aunque la camara del chivo Lubezki sigue hipnotizando... a ratos
Wake in Fright: cortesía de @mauroforever una espeluznante cronica de la vida en un "god forsaken place" alla en el outback australiano. Que hace la gente en un miserable lugar donde hace un calor del carajo y no hay otra cosa? pues logico: beber, apostar, fornicar y matar canguros. Aterradora.

Christian dijo...

¿Cuál es la diferencia entre Plano Secuencia, Tracking Shot y Travelling?

Joel Meza dijo...

Ya ves cómo soy de ingenioso... pero no, no fui yo. Lo leí, antes del estreno, en esas extra mini reseñas que hacen los de la revista británica Empire (usualmente de una o dos palabras, como en este caso). Y ya viendo la película, me dije: pos sí. CRUIS-E. Y todas las demás que dijiste. Y que dijo Christian. Y Star Wars. Y Día de la Independencia. Y...

Christian dijo...

Y Armageddon y Alien y MOON!!!

La cantidad de saqueos/homenajes en esa de oblivion puede llegar a ser exasperante.

La pelicula no es mala, de hecho es muy buena, lo que pasa es que es como dice Miguel Cane: es apantalla p...arvulitos

Es como cuando salió Fast Five y por aca decían "¿Qué no han visto Bullit? La Huída? etc?

Aca igual, que no han visto todas esas referencias antes? Se han hecho decadas antes y mejor la verdad. Otra cosa hiper irritantísima de esta pelicula es que cualquier cinefilo mas o menos avezado se sabe el final como al minuto 10.

Y otra cosa mega irritantérrima es el macro saqueo a Moon y ni una trinche mención a Duncan Jones en los créditos...

Repito: meeeeeh...

Eso si, Cruise muy bien como siempre, la pelirroja que la hace de su pareja ficticia tipo Total Recall, tambien muy bien, Sigourney Weav... errr, Melissa Leo, muy bien también y Olga Kury no sé que, no tan bien. No sé que le hallan a esa actriz, también Malick anda loquillo con ella en su To The Wonder pero a mi como que no'más no me encanta.

Saludos!

Joel Meza dijo...

Olga Kurylenko es una diosa.

Joel Meza dijo...

¿Me sigo guardando mi lista de referencias/saqueos para la discusión en tu posible reseña?

Ernesto Diezmartinez dijo...

Christian: No, bueno, es que hay referencias hasta para tirar pa' arriba.

En cuanto a lo otro: en un tracking shot sigues a un personaje a través de cámara en mano o steady-cam. Un tracking shot se puede convertir o formar parte de un plano secuencia, que es más elaborado -o suele serlo. En cambio, un plano secuencia no necesariamente es un tracking-shot. Un travelling es colocar la cámara en rieles y desplazarla para seguir el movimiento de manera paralela. (Aunque también puede haber otro tipo de travellings, claro).

Joel: Echa las referencias. Dudo que pueda escribir de la película in extenso. Tengo muchos pendientes antes.

Joel Meza dijo...

Travelling al Caribe, por ejemplo.
---
Bueno, empezaremos a tirarle a CRUIS-E, en un rato más.

Agustín T. Galván dijo...

Mmm... Tengo un texto sobre Oblivion que no he publicado, pero que trata sobre algo que me gustaría lanzar... Lo que hace interesante a esta película no es su saqueo-homenaje a otras cintas, sino a la literatura de ciencia ficción de la que esas "otras cintas" han sacado sus respectivas referencias.

A ver si un día presiono "publicar"... Es que no lo he revisado...

Joel Meza dijo...

Pos píquele al PLAY, Duende, o al Publish o lo que sea.
Va una referencia que yocreoque nadie ha mencionado o al menos no la he leído en ninguna parte: La Guerra de las Galaxias en la corretiza de Luke en la Estrella de la Muerte.