jueves, 30 de mayo de 2013

NuevaOlómetro



Un lector y camarada me pidió mi top-10 personal de la Nouvelle Vague. Pensé que la tarea iba a ser complicada pero no lo fue tanto. Sin tomar en cuenta la obra de Varda, Resnais o Marker -que pertenecen a otro grupo (La Rive Gauche)- y concentrándonos en el cine sesentero de Truffaut, Chabrol, Godard, Rohmer y Rivette, mi top-10 nuevaolero es:

1. Los 400 Golpes (1959), de Francois Truffaut. 

2. Una Mujer es una Mujer (1961), de Jean-Luc Godard.

3. Los Primos (1959), de Claude Chabrol.

4.  Jules y Jim (1962), de Francois Truffaut.

5. Sin Aliento (1960), de Jean-Luc Godard.

6. El Bello Sergio (1958), de Claude Chabrol.

7. Disparen sobre el Pianista (1960), de Francois Truffaut. 

8. Bande à part (1966), de Jean-Luc Godard.

9. El Signo de Leo (1959), de Eric Rohmer.

10. París Nos Pertenece (1961), de Jacques Rivette.

11 comentarios:

Agustín T. Galván dijo...

Pregunta, nomás ¿Bob el Apostador se sigue considerando de la nueva ola o ya se dejó como "el abuelo chochero"?

Hace años leí que con ella inició la Nueva Ola. Luego escuché a Godard diciendo que era la primera película de la nueva ola porque... bla bla bla bla...

Pero fuera de eso, nomás no la veo presente ni en lista ni en más referencias.

:)

Joel Meza dijo...

Ah, pos ya nomás me faltan 7.

Christian dijo...

ah! esa junto con Le Silence de la Mer son las únicas que me faltan de ese geniazo, Agustín.

Christian dijo...

A veces me gusta imaginar que la T de Agustín "T" Galván es como la del capitán del U.S.S. Enterprise.

:)

#OffTopic

Darkcritic dijo...

Tenia entendido que Le Beau Serge de Chabrol fue la catalizadora del movimiento. Melville se encuentra en un limbo filmico, nadie se pone de acuerdo a donde pertenece pero todos concuerdan con que influyo de gran forma a todo el cine frances de la epoca.

Ernesto Diezmartinez dijo...

Agustín: Pues ya aquí abajo Darkcritic contestó bien. Melville sería, creo, una especie de precursor. Alguien dirá también que faltan Varda o Resanais, pero esos son harinas de otro costal. Aunque el costal haya estado pegadito al otro y todos fueran -más o menos- camaradas.

Christian dijo...

¿y Jean Renoir apá?

¿Ya no alcanzó la corriente?

optimistic dijo...

el baile de bande a part es una delicia... de las experiencias que solo el cine nos puede brindar

Agustín T. Galván dijo...

Es Timoteo. :)...

Abraham dijo...

Oleeeeeeeeros, oleeeeeeeeeeeros.

Finuras los franceses.

Ernesto Diezmartinez dijo...

Christian: Renoir fue el abuelito de ellos. Y creo que ninguno le llega a los talones por cierto. Acaso Truffaut y Chabrol. Pero no Godard.

Optimistic: Cierto. Acaso el mejor momento fílmico creado por Godard.