lunes, 22 de junio de 2015

Sé lo que viste el fin de semana pasado/CCXCIII



Intensa-Mente (Inside Out, EU, 2015), de Pete Docter y Ronaldo del Carmen. ¿La mejor cinta de Pixar? Para mí, no: queda lejos, a media tabla, pero esa posición es suficiente para que seguramente quede en mi lista personal de lo mejor del 2015. Mi crítica, acá. 

Sombra Blanca (White Shadow, Tanzania-Alemania-Italia, 2013), de Noaz Deshe. El segundo largometraje -primero de ficción- del israelí Deshe es una obra dispareja pero siempre interesante, entre el lirismo y la denuncia. La historia está centrada en un jovencito albino en Tanzania, cuyo vida peligra pues en esa parte de África existe la creencia de que el corazón o las manos de los albinos dan fuerza, poder, dinero. Mi crítica en el Primera Fila del Reforma del viernes pasado.

Los Invencibles (Les Invincibles, Francia, 2013), de Frédéric Berthe. El quinto largometraje del director de comedias y realizador televisivo Berthe es una amable cinta que critica el racismo francés y empuja por la tolerancia a través de una elemental historia deportiva. 
El cuarentón de origen argelino Momo (Atmen Kelif) no tiene mayor oficio ni beneficio que jugar muy bien a la petanca, un antiquísimo jueguito europeo en el que los participantes lanzan unas bola de fierro a una pequeña cancha rectangular en donde se encuentra una pequeña bola de madera. Hasta donde entendí, el juego lo gana quien logra alejar, a bolazo limpio, las pelotas del contrario.
Estoy seguro que la petanca ha de ser muy emocionante jugarlo, pero cinematográficamente hablando, esa disciplina no da para mucho. Por lo menos no en manos del director Berthe, un cineasta que apenas podría calificarse como un artesano muy elemental.
Si la cinta aguanta el palomazo de fin de semana, se debe en gran medida a su buen reparto, dominado por la enorme -en más de un sentido- figura de Gérard Depardieu en el papel de Jacky, el amigo/entrenador de Momo. Por lo demás, el guion -que fue desarrollado a partir de una idea original del propio protagonista, monsieur Kelif- está lleno de estereotipos y vueltas de tuerca la mar de previsibles. 

2 comentarios:

Christian dijo...


¿Joy se parece a Campanita no?

McCloudKen dijo...

Tambien pense lo mismo, se parece mucho a la que conociamos como Campanita. Esperaba el momento en que sacara su varita magica.